Portada » Atenuantes del Código Penal español » Atenuante de confesión

Hoy analizamos el atenuante de confesión y todos los aspectos relacionados con este asunto.

Definiendo el atenuante de confesión

Consiste en confesar la infracción criminal a las autoridades, antes de conocer que el procedimiento judicial se dirige contra él.

Esta circunstancia atenuante prevista en el art. 21, 4º del vigente Código penal tiene su fundamento en cuestiones de política criminal, actuando cuando el sujeto activo del delito ya ha culminado su acción, allanando la función de investigación de la autoridad judicial, siéndole mucho más fácil la determinación de los pormenores del delito y de las personas que han participado en él constituyendo un acto de verdadera colaboración con la justicia.

Expresa una menor culpabilidad del sujeto que se traduce en un menor reproche social y en una menor penalidad, y esa menor culpabilidad aflora no tanto de un sentimiento de pesar, sino de una resuelta voluntad de restaurar el orden jurídico perturbado por el delito (Sentencia de 11 de Marzo de 1.987, RJA, 2144), con absoluta preterición de los móviles. O como dice la sentencia de 5 de Diciembre de 1.990 “el fundamento atenuatorio está en la idea de recompensar o retribuir el auxilio de la Administración de Justicia con el descubrimiento de los culpables”.

Requisitos legales y jurisprudenciales para la aplicación de la atenuante de confesion.

Requiere que la confesión sea veraz y no tendenciosa, equívoca o falsa, no considerándose confesión la mera denuncia. Pero, ¿qué se entiende por confesión veraz?, ¿que son manifestaciones equívocas o falsas?:

Nuestra Jurisprudencia ha creado un cuerpo sólido doctrinalmente, referente a dicha pregunta que podemos sintetizar del siguiente modo:

  • 1º) Confesar (declarar, manifestar) a las autoridades la infracción penal cometida es el elemento objetivo de la atenuante, que exige la exteriorización que responda SUSTANCIALMENTE a lo acaecido, sin desfiguraciones notables, contradicciones voluntarias o falsedades que sólo no facilitan la investigación, sino que la perturban, obstaculizando la buena marcha del proceso.
  • Existe, ad exemplum, una clara tergiversación de lo acontecido cuando el culpable se hace pasar por víctima cuando el declarante fue el único agresor o cuando se ocultan datos muy importantes, como por ejemplo la utilización de arma.
  • 2º) No es confesión veraz cuando el contenido de la declaración lejos de ayudar a la investigación, equivoca en el inicio de la investigación a las personas y agentes de la autoridad que la realizan.
  • 3º) Tiene que existir una notoria falsedad de los hechos probados para que se entienda que la confesión es inveraz.
  • 4º) La doctrina más reciente de esta Sala viene expresando que es suficiente para la aplicación de esta atenuante la manifestación de la actividad subjetiva en alguno de los comportamientos externos que dan lugar a su efectividad.
  • 5º) Se observa en la jurisprudencia una interpretación restrictiva sobre la veracidad de los hechos a favor del reo.

Tanto si tiene un problema legal relacionado con la confesión, como si no, en BUSCANDO.ABOGADO Penalista® somos los mayores especialistas en derecho penal de España.

Puede hablar con nosotros llamando al 📞605 059 619 o vía mail en 📩info@penal.legal

Además, puede contactarnos de manera inmediata vía Whatsapp haciendo click en la siguiente imagen